Juntos por el Cambio se  plantó y deja a Kicillof sin poder tomar nueva deuda

  • Viernes, 31 de Julio de 2020 | Provinciales

El Ejecutivo bonaerense deberá seguir esperando para obtener la autorización de endeudamiento por 28.000 millones de pesos y 500 millones de dólares, ya que Juntos por el Cambio bloqueó ayer su tratamiento en la Legislatura, en reclamo por la falta de precisiones sobre el destino de los fondos, mayores beneficios para las comunas y una negociación integral por los cargos que le corresponden en organismos de control.
El oficialismo había preparado el terreno para una maratón de sesiones en la Cámara de Diputados y el Senado, de modo de obtener ayer mismo la aprobación del nuevo endeudamiento, con el que Ejecutivo buscaba 'ordenar las cuentas' y hacerse de fondos extra para afrontar la emergencia del coronavirus. 
Sin embargo, Juntos por el Cambio hizo pesar su número –en ambas Cámaras puede bloquear los dos tercios de los votos necesarios para la autorización de deuda– y el expediente deberá seguir esperando. El principal cuestionamiento de la oposición fue que el Ejecutivo 'pide cheques en blanco sin presupuesto ni información'.
El jefe del bloque de senadores de Juntos por el Cambio, Roberto Costa, señaló antes de la sesión que 'es muy difícil acompañar un endeudamiento sin saber a ciencia cierta en qué se van a usar esos fondos'.
'La Provincia no tiene urgencias porque la Nación la ha asistido con más de 100.000 millones de pesos, por lo que no entendemos la urgencia ni la desprolijidad. Queremos que las cosas se hagan bien', sostuvo Costa. 
En la noche del miércoles, el ministro de Hacienda y Finanzas bonaerense, Pablo López, se reunió con legisladores para intentar despejar el camino del endeudamiento. El proyecto prevé la autorización de toma de deuda por un monto de hasta 500 millones de dólares y 28.000 millones de pesos, 20.000 para emitir bonos para proveedores y 8.000 en Letras del Tesoro Provincial. 
Desde la oposición indican que parte del destino de esa deuda –sobre todo la toma de dólares– no está explicada, y hacen hincapié en la falta de un Presupuesto para 2020. 
Sin embargo, el planteo opositor también incluye los préstamos que el gobierno bonaerense les hizo a los municipios, y que deberían a comenzar a devolver en agosto. Se trata de una parte de los más de 13.000 millones de pesos que la Provincia giró a las comunas, una parte como aporte y otra como préstamo a tasa cero, con tres meses de gracia. 
El proyecto propone una prórroga de 18 meses para la devolución, pero los jefes comunales piden que esa deuda directamente sea condonada. Con todo, hasta que no se apruebe la Ley, los municipios deberán comenzar a devolver el dinero desde la semana que viene. Con ese countdown jugó el oficialismo ayer, para apurar el tratamiento.

Reclamo por organismos

En la negociación de última hora, Juntos por el Cambio buscó meter en la discusión el nombramiento de cargos en los organismos de control, que por tradición le corresponden a la oposición. La negativa del Frente de Todos a hacerlo dio por caído definitivamente el debate. 
Roberto Costa blanqueó indirectamente este pedido, al aludir que 'nos faltan elementos de control como para poder monitorear en qué se invierte y cómo se invierte'. Es que los nombramientos vienen largamente demorados, a raíz del funcionamiento parlamentario 'de emergencia'. 
El tema ya había sido pasado por alto a principios de año, cuando la oposición autorizó a Kicillof un primer endeudamiento.