Eduardo Duhalde redobló la apuesta y ratificó sus dichos

  • Miercoles, 26 de Agosto de 2020 | País

Tras la fuerte polémica, el expresidente Eduardo Duhalde redobló ayer la apuesta y ratificó sus dichos en torno a la posibilidad de un golpe de Estado en la Argentina, lo que generó un amplio rechazo de toda la clase política y también de dirigentes de los derechos humanos.

Duhalde volvió a sugerir la posibilidad de una ruptura del orden constitucional, opinó que se atraviesa 'un momento preanárquico' y ratificó sus dichos del lunes, en los que afirmó que 'es ridículo que piensen que el año que viene va a haber elecciones' legislativas en el país, lo que siguió sumando el rechazo de referentes de todo el arco político, social y sindical.

En declaraciones formuladas ayer a la mañana a Radio 10, el también exgobernador bonaerense dijo que el país atraviesa 'un momento preanárquico' y 'no nos damos cuenta lo que sucede en las clases medias que se desmoronan', tras lo cual agregó: 'Te van a matar no por una bicicleta, (sino) por un bizcocho'.

'No hay que golpear las puertas de los cuarteles cuando el deterioro social llega a un límite de anarquía. Eso tiene color y olor a sangre y pasa en el mundo', añadió el exmandatario, en línea con lo que había afirmado el lunes a la noche en el programa 'Animales sueltos', del América TV.

Allí había señalado que 'es ridículo que piensen que el año que viene va a haber elecciones' y se preguntó: '¿Por qué va a haber elecciones? Tenemos un récord, la gente no lo sabe o se olvida: entre 1930 y 1983 hubo catorce dictaduras militares, presidentes militares'.

'Sabemos que Brasil es un gobierno democrático cívico-militar, sabemos lo que es Venezuela, lo que es Bolivia, sabemos que en Chile quedan como factor de poder los carabineros, como antes, y el ejército', aseveró tras reafirmar que 'no va a haber elecciones' en la Argentina.

Las declaraciones de Duhalde generaron un fuerte repudio en todo el arco político. Una de las voces más resonantes fue la del ministro de Defensa, Agustín Rossi, que afirmó que 'es imposible un golpe de Estado en la Argentina de hoy', y destacó el 'fuerte compromiso con la democracia y con la Constitución Nacional' y que 'las Fuerzas Armadas argentinas están absolutamente integradas al sistema democrático'.

También se sumó la presidenta de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto, que planteó que el expresidente 'tiene que dar explicaciones a toda la sociedad de las intenciones de sus dichos', y Taty Almeida, referente de Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora, que consideró 'repudiables' las palabras de Duhalde.

Desde el oficialismo, el legislador porteño Leandro Santoro dijo que Duhalde 'perdió los frenos' y dijo 'una cosa gravísima', pero, sin embargo, consideró que no cree que 'haya maldad' en sus declaraciones, sino que son reflejo de 'una falta de equilibrio personal'.

Para la vicepresidente del bloque de diputados del Frente de Todos, Cecilia Moreau, Duhalde 'derrapó mal' y explicó en su cuenta de Twitter que 'el Frente de Todos llegó para hacerse cargo de poner de pie a la Argentina. Eso de a poco lo vamos a lograr, cuando pase todo esto hay luz'.

Asimismo, la senadora nacional María de los Ángeles Sacnun (Frente de Todos) calificó de 'lamentables' las palabras del exgobernador y las sumó a las 'declaraciones desestabilizadoras de la presidente del Pro (Patricia Bullirich) y otros nostálgicos de dictaduras. El contexto: pretensión de suplir al Congreso por el estado deliberativo de autos de alta gama', escribió en Twitter.

Desde la oposición, el diputado provincial de Juntos por el Cambio, Daniel Lipovetzky consideró 'muy graves' los dichos de Duhalde y agregó: 'Sobre todo porque los dice un expresidente. En la Argentina no hay lugar para golpes de Estado. Si a algún iluminado antidemocrático se le ocurriera intentarlo, ahí estaremos defendiendo la democracia,las instituciones y la celebración de elecciones'.

En tanto, el titular de la Coalición Cívica-ARI, Maximiliano Ferraro, calificó de 'irresponsable, grave y repudiable lo dicho por Duhalde', y afirmó que 'entre todos los argentinos debemos estar unidos en la no violencia y defender el imperio de la Constitución Nacional, garantizar la República y la democracia'.

En tanto, desde la izquierda, la diputada de la CABA, Myriam Bregman analizó que a 'los dichos de Duhalde' que 'causaron mucho repudio habría que sumarle lo que hizo. ¡Darío Santillán y Maximiliano Kosteki, presentes!', escribió.