Fuerte caída del consumo de gas, electricidad y naftas

  • Lunes, 20 de Abril de 2020 | País

El Decreto de Necesidad y Urgencia 297 vigente desde el 20 de marzo para hacer frente a la pandemia de coronavirus, inmovilizó a amplios sectores sociales, comerciales y productivos, y su reflejo en todos los casos se pudo observar en los niveles de demanda energética, de acuerdo a los indicadores relevados por los operadores de los distintos sistemas.

En líneas generales, la permanencia de las familias en sus hogares explicó el esperado incremento de consumos residenciales, mientras que el comercio y la mayoría de los sectores industriales se manifestaron sensiblemente a la baja, con excepciones de actividades como el agro, la logística y la alimentación en las que se observó por ejemplo la caída moderada de venta de gasoil.

Pero a la vez que las empresas energéticas registraban en promedio una caída de demanda, se les sumó en esta semana el derrumbe de los niveles de cobro –por el cierre de los locales de pago y entidades bancarias– que significaron una reducción de ingresos de hasta el 75 por ciento en algunos casos.

El impacto de la cuarentena en el consumo de gas natural permitió observar una caída promedio del 25,3 por ciento en la demanda total del sistema en la comparación de las semanas previas al 20 de marzo con lo ocurrido a partir de entonces.

Los datos tomados a partir del tablero de control del Enargás, indican que el único segmento de usuario que incrementó su consumo fue la demanda prioritaria, es decir los usuarios residenciales fundamentalmente con un alza de 9,1 por ciento.

En lo referido a la demanda de electricidad se observan comportamientos similares a las del gas natural, de acuerdo al reporte de la Compañía Administradora del Mercado Mayorista Eléctrico (Cammesa).

De acuerdo a ese informe, se registró en la demanda total del Mercado Eléctrico Mayorista un promedio de 12.166 Mw/día en la última semana registrada de abril frente a los 14.377 Mw/día de similar semana de abril del año pasado, lo que representa una caída de -2.211 Mw equivalente a un -15,4 por ciento.

También se destacó en las primeras semanas de aislamiento la fuerte caída de hasta el 90 por ciento en la venta de combustibles en las red de 4.800 estaciones de servicio de todo el país -sin distinción de marcas-, y que se recuperó en hasta un 10 por ciento esta última semana, con la excepción de nuevos sectores a la restricción de circulación.

De la variedad de productos de las estaciones de servicio, las ventas de gasoil registraron un mejor desempeño con caídas del 50 por ciento en el pico de demanda, por la continuidad de las actividades vinculadas a la cosecha de granos y la logística de distintas ramas.