Gobierno y empresarios trabajarán para que los salarios ganen a la inflación

  • Viernes, 12 de Febrero de 2021 | País

El gobierno nacional recogió ayer el respaldo de los principales sectores empresariales para trabajar en conjunto en la revisión de las cadenas de valor que permita sostener el proceso de "desinflación", y que los salarios ganen poder de compra, durante al reunión que encabezaron el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, y los ministros del área económica.

Los funcionarios del Gobierno recibieron a los principales empresarios del país con un llamado a un "diálogo franco para reconstruir la Argentina", en el Museo del Bicentenario, un día después de la reunión que se mantuvo en el mismo lugar en el que el miércoles recibieron a la dirigencia sindical.

La idea del Gobierno, confiaron fuentes oficiales, fue plantear a los empresarios la agenda de 2021, lo que demanda "la armonización de precios y salarios con una expectativa de inflación a la baja y recuperación económica y salarial real". 

Cafiero tuvo a su cargo la apertura y el enfoque político de la convocatoria, en la que señaló que "si todo el esfuerzo de las empresas y los trabajadores se va por la canaleta de la inflación, no servirá de nada", y apuntó la necesidad de "hacer más vigoroso todo el enclave exportador argentino". 

"Lo que queremos es establecer un acuerdo político y social entre los distintos sectores. Por eso esta convocatoria", explicó Cafiero ante los empresarios al reafirmar que 'no existe una sociedad que se realice solo desde el Estado, pero tampoco una que se realice solo desde el mercado'.

De ambos lados de la mesa se destacó el buen clima y el diálogo generado, mientras que el ministro de Economía, Martín Guzmán, brindó detalles sobre las ideas que rigen el proyecto del Gobierno nacional, en una exposición de 33 minutos muy aplaudida por los asistentes. 

Por la crisis de la balanza de pagos y luego la pandemia, "la macroeconomía está muy desordenada, entonces hay que empezar a trabajar cadena por cadena y precio por precio para ver donde se producen los saltos" dijo a los empresarios el titular del Palacio de Hacienda.

Guzmán también expresó que el objetivo es avanzar en una dirección coordinada, con 'premisas sensatas' y evitando 'promesas rimbombantes'. 

Al finalizar el encuentro, el ministro de la Producción, Matías Kulfas, dijo que la reunión fue "constructiva", pero que el Gobierno mostró "firmeza" al exponer sus "objetivos" macroeconómicos: "Continuar con el camino de desinflación, que el año pasado fue de 20 puntos y que este año se busca converja en lo que dice el Presupuesto. Además está el gran objetivo de que los salarios le ganen a la inflación". 

El objetivo de que los salarios crezcan "es compartido por todos los sectores" aseveró, al entender que "los empresarios lo necesitan para fortalecer la demanda interna". 

"Los sindicalistas plantearon tener pautas salariales que ganen. No tiene sentido encontrar quien pide 50 si después la inflación es de 60. Ahí perdemos todos. La idea es converger en 29 y que el salario esté por encima de ese nivel", añadió Kulfas.

Luego del encuentro con el Gobierno, uno de los voceros de los empresarios fue el presidente de la Cámara Argentina de la Construcción (Camarco), Iván Szczech, que confirmó que existe un "amplio consenso" en "generar una macroeconomía sana" y el respaldo a la idea de "alcanzar una estabilidad de precios" para que los salarios "no pierdan contra la inflación". 

"Aportamos desde el sector empresarial propuestas y abrir los costos para ver dónde están los problemas dentro de las cadenas de valor de cada uno de los insumos", afirmó Szczech al señalar que "hoy fue un lanzamiento del trabajo y se empiezan a ahondar los temas en mesas sectoriales".